A paso mudá

 

El Señor de la Buena Muerte de la Hermandad de la Hiniesta ha sido repuesto al culto este fin de semana tras ocho meses de restauración, intervención realizada por el restaurador Pedro Manzano, esta talla de Antonio Castillo Lastrucci del año 1.937 no había sido intervenida nunca exceptuando limpiezas del polvo y la suciedad.

Dicha intervención ha consistido en la limpieza en profundidad de la policromía y reparación de esta debido a múltiples fisuras que presentaba, el restaurador ha publicado en su web http://www.pedromanzano.es/ un amplio reportaje indicando los detalles de esta. Todo esto ha tenido lugar en el marco del 450 aniversario de la corporación del Domingo de Ramos y que conmemoran tal efeméride.

Joaquín Galán.





Galería Fotográfica Joaquín Galán:







Publicar un comentario Blogger

 
Top