A paso mudá

 




La virgen de la Alegría procesionó en la tarde del domingo 17 de mayo por las calles de su feligresía desde su parroquia de San Bartolomé, esta se ponía en la calle a eso de las siete y cuarto de la tarde en una calurosa tarde primaveral, con el acompañamiento musical de la Banda de Música de Nuestra Señora de la Victoria de las Cigarreras comenzando su repertorio con la marcha Hiniesta Coronada del maestro Albero, quizá un guiño a la reciente noticia de la intención de salida por parte de la corporación del Domingo de Ramos para celebrar su 450 aniversario.

Tras la dificultosa salida, brillantemente comandada por los hermanos Villanueva y su equipo de ayudantes la virgen realizaría su clásico y bello recorrido no exento de dificultades en el camino debido a la estrechez de las calles de la Judería Sevillana, uno de los barrios con más encanto de la ciudad. Uno de los momentos más difíciles es el estrecho paso por la calle Vidrio obrándose de nuevo el milagro, posteriormente la virgen saludaría en su discurrir a las hermandades de San Esteban y la candelaria, sin duda una de las glorias más clásicas que puso un brillante broche a un intenso fin de semana cofrade.


Joaquín Galán.



Galería fotográfica Joaquín Galán:






















Publicar un comentario Blogger

 
Top