A paso mudá

 



Esta pasada semana la hermandad de Los Gitanos de Sevilla consagraba su Quinario, con un montaje de priostía que nos remonta al dieciocho de sello clásico y como de otra época, mucha cera, los titulares muy elevados y en el destacaba la recién estrenada túnica del Nazareno de la Salud, siendo esta una reposición de la pieza decimonónica quemada en la Guerra Civil que se perdió, una obra aquella atribuida a Juan Manuel Rodríguez Ojeda, siendo la nueva obra del taller de Sucesores de Elena Caro, y que recientemente se pudo ver en una exposición del Círculo Mercantil.

Por otra parte, la Virgen de las Angustias lucía una saya de Rodríguez Ojeda para hacer juego con la túnica del Señor además vestía el manto morado bordado por Fernández y Enríquez, habrá que ver si el cristo de los Gitanos luce la saya en la madrugada próxima o en una futura, verle así en la calle seria rememorar estampas del ayer ya perdidas.

Joaquín Galán.

 
Fotografías: Joaquín Galán: 
 


 

Publicar un comentario Blogger

 
Top